Saenz Sabado

ARTISTA DE LA SEMANA: SERENA SÁENZ

Con el fin de potenciar y dar mayor visibilidad a las citas musicales que van teniendo lugar en nuestro país, así como a los artistas que participan en ellas, presentamos nuestra sección ARTISTA DE LA SEMANA, para abrir cada día con música, alcanzando ya su segunda edición en la temporada 2021-2022. De nuevo, cada selección es un auténtico privilegio, pues estará escogida, día a día durante toda una semana, por grandes nombres de la clásica de nuestro país, o de gran cercanía a él. 

La soprano barcelonesa Serena Sáenz trinfó hace pocos meses como una magistral Lucia di Lammermoor en el Gran Teatre del Liceu, volviéndose desde entonces en un nombre a tener en cuenta para muchos aficionados y aficionadas de la lírica en nuestro país. Es un reconocmiento que viene ya de muchos años sobre las tablas, especialmente como parte del Operastudio de la Staatsoper de Berlín, donde ha llegado a cantar como Pamina, de La flauta mágica. Será, no obstante, la Reina de la noche, el papel con el que cante estos días en la Ópera de Oviedo, bajo la batuta de Lucas Macías Navarro y dirección escénica de Albert Estany, acompañada por nombres como los de Airam Hernández, Manel Esteve Jaquelina Livieri o Reinhard Hagen.

De nuevo en esta ópera, aunque en esta ocasión como Papagena, podrá escucharse a Sánez cerrando la temporada 2021-2022, en el Liceu, con dirección musical de Gustavo Dudamel. Antes, su voz participará en Don Giovanni en Berlín, Don Pasquale con la Fundació Òpera Catalunya, La Cenerentola en Montpellier,  Hippolyte et Aricie en París o de nuevo en el Liceu, con La dama de picas de Tchaikovsky.

Graduada con honores por el Conservatori del Liceu, donde estudió con Dolors Aldea, así como por la Hoschschule Hanss Eisler de Berlín con Anna Samuil, Serena Sáenz formó parte de la Staatsoper Studio de Berlín, interpretando papeles como Pamina de La flauta mágica, Frasquita de Carmen o Waldvogel de Siegried, la primera bajo dirección de Alondra de la Parra y las dos últimas con batuta de Daniel Barenboim. Además, también se le ha podido escuchar allí en títulos como Die Frau hne Schatten, Rigoletto o Hänsel und Gretel, entre otros. Además, la soprano catalana ha completado su formación recibiendo clases magistrales de Montserrat Caballé, Teresa Berganza, Mariella Devia o Dolora Zajick.

Fuera de la Staatsoper Berlin, Sáenz ha cantado títulos como Le Comte Ory, L'elisir d'amore, Le nozze di Figaro, o Il mondo della luna, así como conciertos que incluyen obras como la Misa en do menor de Mozart (Orquesta RTVE), Cuarta sinfonía de Mahler (Euskadiko Orkestra), o Carmina Burana (Palau de la Música Catalana).

Su selección musical:

Sábado 16 de octubre. Mozart: Vorrei spiegarvi. Por Natalie Dessay.

"Querría explicaros...", ¡nos dice hoy Serena Sáenz a través de Mozart! Una de sus tres arias de concierto compuestas para la ópera Il curioso indiscreto (basada en El Quijote de Cervantes), de Pasquale Anfossi. Casi una década después, Mozart y Da Ponte dedicarían toda una ópera, Così fan tutte, al tema de esta aria: poner "a prueba" la fidelidad del ser amado. ¡Feliz escucha!

Viernes 15 de octubre. Verdi. La traviata: Addio del passato. Por Maria Callas.

50 artistas han tenido que pasar por esta sección hasta que, por fin, Serena Sáenz nos propone disfrutar con uno de los auténticos hits de toda la historia de la ópera: La traviata, de Verdi. Conocida por ser el primer melodrama contemporáneo de la lírica, con una historia actual en la época de su estreno, su personaje principal, Violetta, es el must de numerosas sopranos y una partitura querida y aplaudida por el público de todo el mundo. La escuchamos hoy, además, en la voz de una intérprete inigualable: Maria Callas. ¡Feliz escucha!

Jueves 14 de octubre. Mahler: Cuarta sinfonía. Por Leonard Bernstein, Reri Grist y la Filarmónica de Nueva York.

La Cuarta sinfonía de Gustav Mahler, a menudo etiquetada como su “pastoral”, es la más clara, liviana en su orquestación (sin trombones ni tubas) de todas las sinfonías del compositor. Todo un ejercicio de felicidad. En realidad, la obra al completo se caracteriza, estimulados nuestros oídos por la marcada contraposición con la Tercera, por el aparente halo de ingenuidad que la impregna.La sensación final tras los últimos acordes es de haber comenzado un camino hacia la serenidad, tan ansiada, tan necesitada en días como estos. Serenidad ante el dolor. ¡Feliz escucha!

Miércoles 13 de octubre. Orff: Carmina Burana. Por Simon Rattle, Berliner Philharmoniker, Rundfunkchor Berlin...

Para el miércoles, Sáenz nos propone uno de los mayores "trampantojos" de la música clásica: Carmina Burana, de Carl Orff. Escritos en entre los siglos XII y XIII, tomaron su forma más conocida en la cantata del compositor, estrenada en la Alemania de 1937. Marcadamente rítmica, su música es una de las más conocidas por su sencillez y melodías influenciadas por el Renacimiento y el Barroco, siempre con la figura de Stravinsky como sombra en la que cobijarse. ¡Feliz escucha!

Martes 12 de octubre. Delibes. Lakmé: "Où va la jeune hindoue". Por Sabine Devieilhe.

"¿Donde va la joven hindú, hija de los parias, cuando la luna juega entre las grandes mimosas?", se pregunta Lakmé. El exotismo en la lírica francesa de finales del siglo XIX, llevado a una de sus máximas citas, gracias a la música de Léo Delibes. Además de su famosísimo Dúo de las flores, quiza una de las páginas más conocidas de la ópera, escuchamos hoy esta aria, conocida como Aria de las campanillas, donde una soprano ligera o lírico-ligera ha de sacar a la luz todos sus recursos técnicos y fuegos de artificio. ¡Feliz escucha! 

Lunes 11 de octubre. Prokofiev: Roméo y Julieta. Por André Previn y la London Symphony Orchestra.

Comienza Serena Sáenz sus días como artista de la semana, sumergiéndonos en una de las obras más conocidas de Prokofiev. Se trata de su ballet Roméo y Julieta, sobre la inmortal historia de los enamorados, que tanto ha inspirado a autores musicales de lo más diverso. Un ramillete de colores musicales insufla el amor de los dos jóvenes, en una inspirada, evocadora e imaginativa partitura. Disfrutamos hoy de su "Danza de los caballeros". ¡Feliz escucha!